Barry McGee o cómo meterme ahí dentro.

Vale, como ocurre muchas veces, al final hay que ponerle nombre a las cosas.
Hoy hablamos de Barry McGee, de los primeros noventa y de San Francisco. Buenos tiempos para terminar de formarse y adquirir una visión del mundo peculiar.
La suya es una visión escapista, preciosista y a la misma vez algo pesimista de la realidad urbana, de lo que nos aparta y nos hace masa. Porque la obra de McGee es hipnotizante, un punto que nos llama la atención y no tenemos más remedio que pararnos y quedarnos quietos. Si quiere que el mundo moderno se pare, lo logra.
Bueno, retomando el tema de las etiquetas, McGee estudia en el Instituto de Arte de S.F, verdadero campo de cultivo de artistas cuya influencia dentro del campo del ¨Arte Urbano¨ (de alguna manera hay que llamarlo) ha sido decisiva. Caramba, qué cosas tirarían a la basura por las que ahora nosotros estaríamos tirándonos de los pelos. Formaron algo luego llamado llamado ¨Mission School¨.
De todo esto seguiremos hablando en próximos posts. Stay tunned!





 
"Since 2008" © 0034